Y se hará la luz

El gobierno federal y el del DF siguen echándose la bolita para decidir quién dará mantenimiento al cableado subterráneo. Lomalo es que las explosiones de mufas cada vez son más frecuentes y tanto pleito no había ayudado en nada, hasta ahora, que por fin salió algo bueno.

El lunes 22 de noviembre,la Comisión Federal de Electricidad (CFE) iniciará el cambio de cableado en el Centro (antes se encargaba LyFC de Martín Esparza). Y es que, después de tanto chispazo, el gobierno aceptó que dejarpasar más tiempo sin darle mantenimiento sería muy riesgoso. 

Enla obra trabajarán 350 ingenieros, y un total de 3 mil trabajadores delSindicato Único de Trabajadores Electricistas de la República Mexicana, entrelos cuales se incluirán 300 trabajadores del Sindicato Mexicano deElectricistas.

(¿No que no necesitaban al SME de Esparza?, carraspeo)

Con este anuncio ya sabemos que de nueva cuenta llegan las obras al Zócalo y al Eje Central. ¡¡¡Dios, qué hicimos para merecer esto!!! De nuevo calles cerradas y banquetas destrozadas por meses y meses.

"Apartir de abril de 2011 se verán los primeros resultados, y el objetivo esdarle a los usuarios mayor seguridad, disponibilidad y calidad de la electricidad,para todas las actividades", dijo Elías Ayub de la CFE.

Despuesito salió Ebrard a escena: "Nos da mucho gusto que hayanpresentado ya ese proyecto. Le pedimos a la Comisión Federal de Electricidadque utilice una tecnología que implica que puedas cambiar todo el cableado sinnecesidad de romper las calles".

Ebrard tiene razón, ojalá que las molestias sean mínimas y que norompan el adoquín que tiene pocos meses de uso y que salió bastante caro.

Y sí, ir al Centro "Histérico" es toda una experiencia explosiva.