¿Y qué con lo dulce y el ejercicio?

Getty Images

Ya hablamos de lo importante de no saltarse las comidas y de que no pase mucho tiempo sin que tu panza tenga alivio. Pero ahora, ¿qué y cómo debes comer? Aquí están los otros 4 tips de Raquel…
 

2. Resístete a lo dulce (excepto a las frutas).

Los alimentos que más nos engordan son los que tienen altas cantidades de azúcares simples. Evítalos lo más posible: pastas, arroz, jugos, refrescos, harinas, chocolates, dulces, etc. ¿Que son adictivos? Pues sí, pero entre menos los comas menos ganas te darán de consumirlos. 
 

3. ¿Edulcorantes artificiales? ¡Tampoco!

Elimínalos de tu dieta. Aunque no contengan calorías su sabor es dulce, entonces nuestro cerebro los registra como azúcar: subimos más de peso, nos da hambre más rápido y más ganas de comer azúcar. Si quieres bajar esos kilos de más, debes librarte de la adicción a las cosas dulces… 
 

4. Fuera lácteos.

Igual y no lo sabes, pero el tipo de grasas y de proteínas que tienen los lácteos son malos para la salud. Además de impedir la pérdida de peso, su consumo se relaciona con varias enfermedades, incluyendo el cáncer. Puedes sustituir la leche de tu café –por ejemplo– por leche de soya. Y en cuanto a los quesos, trata de comerlos lo menos posible.
 

5. Y sí… Levántate y anda.

Para que sea efectiva la pérdida de grasa lo ideal es que hagas al menos 45 min. de ejercicio. Si no tienes el hábito, empieza poco a poco, con lo que aguantes, así sean 15 min. y puedes aumentar diez cada semana. Se vale caminar, trotar, subir escaleras, bailar, andar en bicicleta. Tienes que ir a un paso cómodo, que te permita ir hablando. De verdad, además de ayudarnos a bajar de peso, el ejercicio nos relaja y nos pone de buenas. Sus beneficios a la salud son muchos. 
 
Y hay que hacer 45 mins de ejercicio cada…
 
Lo ideal es 5 veces por semana.
 
Uff… No azúcares, edulcorantes, pastas, lácteos… No nos vayas a quitar el alcohol… ¡o el sexo!
 
¡Jajaja! No, ya sería demasiado… Pero piensa que todo es para perder los kilos ganados en diciembre.
 
 
Afortunadamente, no tenemos que decir adiós para siempre al alcohol. Haz click en SIGUIENTE para saber qué onda con el chupe, cuánto y qué tipo de bebidas son las más recomendables de acuerdo a nuestra nutrióloga.