¿Se acuerdan de ‘Supervacaciones’?

La época que esperábamos con ansias en los 80

Youtube

Durante varios años de la primera mitad de los 80, las caricaturas en la TV abierta del DF se transmitían por un solo canal y durante una barra que duraba unas cuatro o cinco horas y que empezaba a las tres de la tarde.

Los canales que transmitían 24 horas de caricaturas y programas infantiles no existían ni en sueños y no había peor momento para los niños chilangos que amaban ver la televisión que las vacaciones, ya que por las mañanas sólo podían ver a Guillermo Ochoa (un popular conductor de noticias, no el portero de la Selección) o algún documental.

Pero durante las vacaciones de verano de 1982, a alguien se le ocurrió programar caricaturas en las mañanas en el entonces canal 8, así que se pudieron ver por primera vez programas que se volverían clásicos, como “Érase una Vez un Hombre”, y otros que se olvidaron pronto, como “Sport Billy”, un niño que amaba los deportes y tenía un supermaletín de donde sacaba todo tipo de herramientas para salvar el día (lo que hizo más famoso a ese personaje es que fue mascota de la FIFA para promover el juego limpio en el mundial de España que se jugó ese año).

Después de ese fugaz experimento, a mitad de las vacaciones de verano de 1983 surgió algo nunca antes visto en la televisión: un programa con caricaturas y bloques en vivo que duraba hasta cinco horas.

La voz se corrió rápidamente entre los chilanguitos, y ese programa, que tenía el original nombre de “Supervacaciones” y que se transmitía por el canal donde tradicionalmente se veían las caricaturas (el 5), se popularizó de manera tal que tuvieron que alargarlo y producirlo durante varios años más.

Pero esa primera temporada fue épica, ya que por primera vez se podía ver a populares personajes, como el Tío Gamboín sin estar detrás de su escritorio y hasta interactuando con niños de verdad que participaban en concursos, o a Rogelio Moreno, otro famoso conductor, en pants en vez de saco y corbata.

También fue semillero para promesas del entretenimiento infantil, como la banda Qué Payasos, que tocaban canciones infantiles pero rockeras y que actualmente sigue dando el rol, pero en 1983 sonaba extrañísimo y muuuy original.

Otro grupo de payasos, esto sí más tradicionales, que se dio a conocer en este programa fue el que formaban Tin, Ton y Lagrimita… sí, el mismo Lagrimita que hace unos meses se lanzó a la política.

También con este programa se hicieron famosos los balones Estrella Super Crack y hasta su tema musical, que era una pieza del famoso trompetista ochentero Herb Albert (se llamaba “Sugarloaf”) y que después fue sustituida por una rola de los Super Harrys (otra banda formada por payasos).

En ese entonces, tradicionalmente las clases iniciaban el 2 de septiembre de cada año (un día después del Informe de Gobierno), pero ese año caía en viernes, por lo que fue tema de discusión si el programa se extendía hasta ese día, lo cual finalmente sucedió.

En los años siguientes, al elenco de Supervacaciones se sumaron personajes como Ari Sandy, Ginny Hoffman y el gato GC, hasta tenían locaciones en Reino Aventura y un show en un restaurante de Satélite; pero nada fue tan novedoso como esas primeras semanas de caricaturas en la mañana que cambiaron la rutina e muchos chilanguitos ochenteros que ya podían ver los Superhéroes a las 10:00 de la mañana.

¿Tú recuerdas este programa?

También checa:

Top 10 de pequeños dramas que delatan que fuiste chamaco noventero
20 cosas que te delatan como viejo gamer
Juguetes gadgeteros de los niños de los 80