Pidiendo a la princesa

Fuera de la consola

 

¿De qué se trata?
Un ñoñazo intervino la programación de Super Mario World y puso a su chica a jugar. El punto es que se tiene que meter en un tubo y las monedas dicen: “¿Quieres casarte conmigo?” Final feliz.

¿Por qué está chido?
Porque es una pedida de mano original e impredecible. La verdad es que sí está emocionante.

Nerdómetro
6
El que programó esto tiene muuuucho tiempo libre, pero tuvo su oportunidad con una chica que apreció su trabajo. Eso ya tiene mucho mérito.

http://www.youtube.com/watch?v=CxDMnT0UYLc