La joya de la incoherencia

Del editor

¿Qué es esto?

El repertorio de esta clase de anuncios es vastísimo. Tienen en común el hecho de que llevan la ñoñería creativa de la publicidad a extremos inimaginables. Pero todo tiene una explicación lógica: el cliente quiso ahorrarse el pago a la agencia publicitaria y decidió que, por qué no, él puede ser también creativo. Total, quién mejor que él conoce su marca y los beneficios de su producto. Además, así le da trabajo a su hija que estudió diseño y nunca ejerció y al inútil del yerno que estudió “comunicaciones” y sabe usar una video-cámara. El resultado, de tan malo, puede volverse de culto.  

Frases favoritas

• Somos una empresa cien por ciento mexicana

• ¡No te la crees!  

 

Otras notas del mismísimo Editor:

¿Cómo pudimos vivir sin…?
Paseos absurdos

6 tipos de escritores Chilangos

Notas que nunca publicaríamos