Jorge Campos, el tortero

Sí le estudiaron...

VÍARuy Feben
Clasos

¿Quién era?
El “Brody” es uno de los acapulqueños más célebres de la historia. Porterazo de la selección en el heroico mundial del 94, el brody era particularmente simpático, consentido de los medios, chaparrito y moretón, además de buen portero (aunque, a veces, como pasa con los héroes deportivos, un tanto sobre valorado). Todos los que fueron niños entre 1989 y 1996 quisieron ser alguna vez Jorge Campos, o de plano, en plena cascarita, gritaron “¡Caaaampos!” mientras paraban un gol.

¿Cuál es su profesión alterna?
Empresario.

¿Por qué se ve tan ridículo?
Porque su empresa es una tortería, llamada Sportortas. Más allá del creativísimo nombre con que salió Jorgito, las tortas no son tan buenas. Sin embargo, son muy populares, y tdos, alguna vez, nos echamos una cubana en las Sportortas. La explicación: pura nostalgia. (Aguas: gritar “¡Caaampos!” mientras se da una mordida a una cubana podría causar represalias de otros comensales).