FUEGO AL CEREBRO

Droga sin ley

El popper es una sustancia cáustica (quema y destruye los tejidos) del sistema respiratorio y el cerebro. A los diez segundos de inhalado el nitrito sube al cerebro y daña los neurotransmisores, químicos con que el cerebro coordina el movimiento y el habla. «Los efectos —dice Armando Patrón, jefe técnico del Conadic— incluyen aumento del riesgo suicida y demencia. Se inhala antes del orgasmo, punto extremo en frecuencia cardiaca, presión arterial y tensión muscular. Con la sobrecarga de sensibilidad del popper aumenta el riesgo de un infarto.»

Como el popper, el viagra dilata los vasos, el flujo sanguíneo y el ritmo cardiaco. «Usados al mismo tiempo causan una explosión en el organismo, con peligro de muerte», advierte el adictólogo.

 

SIN LEY: COFEPRIS

Vía Infomex, la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) informó que «el popper ni el químico que se utiliza para generarlo se incluyen explícitamente entre las sustancias prohibidas o restringidas por las leyes penales y sanitarias». Además, la dependencia de la Secretaría de Salud admite nunca haber realizado operativos contra la venta de poppers.

Pero Luis Llanos, jefe de marketing de Wham Picture y Erotika, la cadena de sex shops más grande de México, dijo lo contrario: «Recogieron el producto de tiendas y nos informaron que no se puede vender (porque) se considera droga.» Pero hoy los nitritos no figuran en la Ley de Estupefacientes, Sicotrópicos y Otras Sustancias Controladas.

«Los chinos introducen los poppers de contrabando a Tijuana desde EU, y los distribuyen en los estados y Tepito», revela. Empresarios ambulantes acuden a sex shops del Centro y Tepito para ofrecer el también llamado “oro líquido” y “clímax”.

DROGA AVANT-GARDE
En NY, a fines de los 70, inició su uso entre gays.

RIESGOS
Aunque produce infartos, la etiqueta lo omite.

 

ENANOS ADICTIVOS. Los diminutos frascos, coloridos, provocativos, juguetones, que se distribuyen con libertad en la Ciudad de México.