El kit del infiel

O pa que caches...

 

¿En qué consiste?

Siempre que quieras poner el cuerno, seguramente estarás pensando en sexo. Y como uno siempre acaba con los signos evidentes de este bonito acto (olor, ropa, e incluso si nos bañamos con el jabón chiquito del motel), tienes que prevenir. La clave es en regresar como saliste, y con esto nos referimos a eso exactamente: mismo olor, mismo peinado, mismo maquillaje, misma arruga en la solapa izquierda del saco.

 

¿Por qué funciona?

No puedes arriesgaste a levantar sospechas. Kit del hombre: jabón neutro y cepillo. Kit de las mujeres: muestras en pequeño de sus productos personales, como crema, maquillaje y perfume. Siempre, siempre debe llevar una secadora portátil y no alaciarse el cabello cuando tenga un encuentro del tercer tipo.

 

¿Y si a mí me ponen el cuerno?

Fácil: busca ESE kit. Todos los infieles lo tienen. No temas hurgar en sacos, maletines y bolsas.