El estudiantil

Échame la mano, mano.

¿De qué se trata?
No, no estamos hablando del Mosh y sus paros. Más bien es el paro que te hacen en la escuela.

¿Cuándo lo aplicas?
Pides este paro cuando no hiciste la tarea y sabes que la chica aplicada que huele rico sí la tiene. Cinco minutos antes de la entrega, aprovechas para ir a hablar con ella y le pides con una sonrisa culpable que te pase la tarea. Es un paro que todos necesitamos en algún punto de la vida y si alguna vez se lo niegas a alguien tu reputación estudiantil se puede ir directito al caño. Se empático con la banda y la banda te lo agradecerá.

Los riesgos
Obviamente tus maestros no son lelos y se darán cuenta que copiaste y si tienes suerte sólo te reprobarán a tí. Bueno, algunos sí lo son. Ya de menos se hacen de la vista gorda y fomentan la corrupción entre los jóvenes. Bu.