El del tobillo

¡Te rayaste!

VÍARuy Feben

Lo que tú piensas que dice de ti:
Pensarás que eres el tipo más arriesgado de la cuadra. Es increíble que de ser un contador en una empresa transnacional te hayas atrevido a tatuarte un gekko en el pie. Wow… si los chicos de finanzas lo supieran, arderían de envidia (salvo por Godínez: él te delataría).

Lo que los demás piensan que dice de ti:
Tienes miedo de que se acabe tu juventud, y esta fue la mejor manera que encontraste para sentirte joven y no perder tu trabajo al mismo tiempo. No te preocupes: en algún momento alguien se enterará, y, sí, te van a correr.

Lo que realmente dice de ti:
Estabas lo suficientemente pedo para dejarte tatuar… aunque en el fondo tú nunca habías querido.

 

Notas relacionadas:

13 tatuajes estúpidos de los famosos
14 formas de celebrar tu cumpleaños
Ropa de segunda mano