3. Versión travesti: Tatú, All the things she said

Hits musicales gay (y sus buenos originales)

Bastó un video donde unas adolescentes en sexys uniformes de alguna escuela religiosa besuqueándose bajo la lluvia frente a una multitud morbosa y conservadora divididas por una reja, para que tanto gays y lesbianas se sintieran identificados con una idea de rebelión social. Concepto reforzado al final del video donde te das cuenta que la multitud es la que está encerrada. Una provocación lésbica gratuita, una canción mala, unas voces chillonas. Pura mercadotecnia lujuriosa.

Buen original: Suede, Metal Mickey

Provocación en serio donde unas lesbianas sacuden las calles de Londres al ritmo de las guitarras poperas y corrosivas de esta banda precursora del brit pop. Brett Anderson, vocalista del la banda, particularmente en este disco tenía una actitud más afeminada que el vocalista de Reik, lo que significa que la actitud delicada no está peleada con los riffs inteligentes. En este video también confrontan a la sociedad, y de que forma.

 

 

 

Columnas anteriores:
Tu compañero de trabajo es gay si…

Las coreografías gays
Polaroids del orgullo gay

Marcha gay: los básicos
Me enamoré de ti en un chat
Un puñal en serio

Los discos indispensables del clóset

Por una Cuba libre… de prejuicio
Los discos que los gays nunca tendrán

Notas relacionadas:
¿Papás gays?
Asesino a domicilio