2. Niño de Cobre

Las caricaturas de antaño, hoy.

Ni?o de cobre

¿De dónde lo conoces? 

Niño raro que te enseñaba astronomía al final de los Halcones Galácticos. 

¿Qué hace hoy? 

Alguna vez escuché un dicho que decía:  "Encuentra esa cosa que sólo tú sabes
hacer y cobra todo el dinero del mundo por ella"
. Niño de Cobre hizo
exactamente eso. Después de que le fue medianamente bien con un negocio de
clave Morse, se dio cuenta que el dinero estaba en otro lado, un lado con
corazón, literal.  Niño de Cobre
prestó su voz para ambientar todos los monitores de ritmo cardiaco del
mundo. 

Ese "pip, pip, pip, piiiiiiiiiiiiiiiip" que escucharon cuando murió su mamá o su mascota favorita, era la maravillosa voz de este pequeño emprendedor.

Ese "pip, pip, pip,
piiiiiiiiiiiiiiiip" que escucharon cuando murió su mamá o su mascota favorita,
era la maravillosa voz de este pequeño emprendedor. 

Cuando E.R. pegó, él se hizo multimillonario y con ese
dinero compró a George Clooney, hizo todo lo posible para que pusieran la guitarra de Melodía en el Hard Rock Cafe y finalmente pudo demandar a Vaquero por toquetearlo mientras le
hacía las trivias.  Todos estos excesos y lujos lo llevaron a considerar cambiar su nombre a Niño de Cromo.  Bling Bling.