Homenaje Nacional a José Emilio Pacheco

Su obra estará presente

Facebook Cultura UNAM
La UNAM, en colaboración con la UAM, IPN, Conaculta, INAH, El Colegio Nacional y El Colegio de México harán un homenaje a José Emilio Pacheco el 75 aniversario de su nacimiento, el lunes 30 de junio, a las 18 horas, en la Sala Miguel Covarrubias del Centro Cultural Universitario, el cupo es limitado.

El programa estará dividido; en la primera se proyectará una semblanza del escritor, después participarán Hugo Verani, Julio Ortega y Darío Jaramillo. En el intermedio, Luis García Montero leerá poesía del homenajeado.

En la segunda parte estará Elena Poniatowska, Rafael Olea Franco y José Luis Martínez. Luego, Eduardo Lizalde también dará lectura de la obra del autor y el chelista Carlos Prieto cerrará el evento.

Pacheco fue galardonado con los premios más relevantes de las letras españolasPremio Reina Sofía de Poesía Iberoamericana (2009) y el Premio Cervantes de Literatura (2009). Fue uno de los escritores más cercanos a la UNAM y a la vida cultural universitaria, por eso le concedió en 2010 el Doctorado honoris causa.

Dentro de la UNAM, escribió en la Revista de la Universidad de México y formó parte de un grupo importante de jóvenes escritores, críticos y artistas  que le dieron gran realce a la creación literaria, el ensayo, la crítica literaria y los textos de análisis político. Trabajó a lado de Silvestre Revueltas, José Luis Cuevas, Juan José Gurrola, entre otros.

La Dirección de Literatura de la UNAM ha publicado de José Emilio Pacheco diversos libros como Ciudad de la memoria (2009) y está por reeditar su disco de la colección Voz Viva de México.

El chilango es uno de los miembros de la “Generación de los 50”, junto a autores como Sergio Pitol y los también fallecidos Carlos Monsiváis y Juan Vicente Melo.

Ensayista, narrador y poeta, José Emilio Pacheco estudió derecho y filosofía en la UNAM. Fue miembro de El Colegio Nacional desde 1986. Traductor de Un tranvía llamado deseo (de Tennesse Williams), Cuatro cuartetos (de T. S. Eliot) y haikús japoneses. Colaborador de Excélsior, Proceso y muchas publicaciones más. 

Compartió con Arturo Ripstein los Arieles a la mejor historia original y a la mejor adaptación cinematográfica por El castillo de la pureza, 1973; también ganó el Premio Xavier Villaurrutia 1973 por El principio del placer, entre otros tantos.