Vámonos por tiempos

Menús especiales y degustaciones

Si es la primera vez que visitas uno de estos restaurantes, o siempreque vas ordenas lo mismo, recurre al menú de degustación o detemporada. Son una buena opción porque con ellos el chef se da permisode experimentar con algún ingredinte, contar una historia o resumir elconcepto de su restaurante.

Estos son algunos que no debes perderte:

El de Pujol:
Es una muestra representativa del menú general del restaurante y te dala opción de experimentar con diferentes maridajes: agua de sabores, cervezas artesanales,cerveza y vino o sólo vino. La recomendación es visitarlo durante lacena, sin prisas, y prolongar la experiencia.

El de Biko:
No importa cuántas veces visites este restaurante, siempre tiene unasorpresa. Ya sea un fresco gazpacho de un vibrante color grosella oplatos fuertes como la vaca láctea. Uno de los momentos favoritos vieneal final: cuando el mesero te mira, medio retador y medio en broma,preguntando si quieres repetir alguna parte del menú. Por experiencia:cuando llega ese momento ya estás más que satisfecho. 

El de Jaso:
Si quieres darte una vuelta por la cocina norteamericana éste es el lugar adecuado. Hay que tener estómago para llegar a los postres deSonia, que valen como platos fuertes. 

El de Nobu:
No es el más económico pero es acertado e incluye platos fríos ycalientes que expresan muy bien de qué va la cocina del Nobu. Lasporciones son suficientes y antes del postre hay una tabla de sushi querecibirás con una sonrisa.