Rosca de reyes

GloryGlory/flickr

Simbólicamente el niño Dios se escondía para protegerlo delrey Herodes. Pero que ilusión da a los pequeños cuando les sale el monito de larosca, y la bronca veiene cuando los primitos y hermanos se arden y hacenberrinche, por lo que actualmente se ha decidido, con el único fin de evitarproblemas intrafamiliares, introducir en la rosca una cantidad industrial demonitos. Ahora le será más difícil al rey Herodes saber cual de todos es elverdadero niño Dios y los que coman la rosca tendrán que hacer una rifa paradecidir quién hará los tamales para el día de la candelaria.

Por toda esta grilla (y por sus costras de azucar y sabora mantequillita) amamos la rosca de reyes. Además no hay nada mejor para unanoche fría que cenar un pedazo de este pan chopeado en chocolate caliente.