Paccebs

Av. Revolución 1557

Esquina con María Luisa

Col. San Angel

Tel. 5550 2089

Horarios:
mar-jue y sáb 13:30 a 20:30 h, vie 13:30-23 h, dom 13:30-18 h.
Precios: $ 300 - $ 400
Formas de Pago:
TC: Todas
Efectivo
Sitio Web
Generos : Internacional
Servicios: Reservación recomendada, Abierto en Domingo, Musica en vivo, Valet parking, Servicio de bar, Ambiente familiar
El peruano del sur. / Facebook.com/paccebs.restarurantebarbazar

Tras la ultra fama adquirida a nivel mundial por la comida peruana, en la ciudad nos creímos que todo era Gastón Acurio y La Mar. Pero no, aparte de su merecido reconocimiento, existen pequeños lugares que trae a la capital chilanga el sabor real y auténtico. Modestos lugares como Pacceb’s ofrecen amplísimos menús con los platillos clásico de todo el Perú, como complemento, una carta completa con platillos internacionales de los cuales no vale la pena hablar. Son precisamente maravillas como el chicharrón limeño y el cebiche de lenguado (con «b») como se escribe en Perú.

El primero es un pequeño costillar de cerdo profundamente frito y de suave textura, algo como nuestras carnitas pero sin la grasa excesiva. Le acompaña un camote dulce frito, elote y una papa horneada. Se condimenta con ají dulce y rocoto, el primero, un tipo de chile más parecido al habanero pero sin el recalcitrante picor un toque ahumado, el segundo es la versión peruana y roja de nuestro chile manzano, con él se prepara una salsa de agradable acidez que recuerda a la mostaza.

Entre las especialidades del mar destaca el mero clásico cebiche, elaborado con leche de tigre, mezcla de especias, verdura y pescado, una notable contidad de limón, elote criollo y camote dulce. Más elaborado, es el escabeche de mero, un delicioso trozo de pescado acompañado de una condimentada pero suave salsa con cebolla morada y ají.  Por supuesto también existen los platillos más conocidos, causa, tiraditos y anticuchos, pero en su versión original.

El espacio, recuerda a un canta bar de los 80, con todo y un trovador que no termina una sola de las canciones que inicia. El servicio es amabilísimo y dedicado. Los precios, como si se pagara el avión a Perú, pero vale la pena.