Mariscos en San Pedro de los Pinos

Cáele al Mercado de San Pedro

El Mercado de San Pedro de los Pinos es conocido por su imperio de mariscos. Te dejamos aquí las dos opciones para que escojas la que más te lata. O vayas a las dos. 

Altamar

Uno de los dos grandes. Si tienes hambre o prisa, ni te preocupes porque aquí te sientan en cuanto pones un pie en la entrada. Tiene un ambiente típico de mercado donde pasan vendedores ambulantes y músicos (desde el que canta a The Beatles, hasta el que nos deleita con un acordeón) para amenizar (o no) tu estancia. 

La carta es súper amplia e ideal para una mañana de cruda matadora. En lo que le echas ojo a tooooodo el menú, empieza con un clamato con cerveza.  Hay de todo: aguachiles, cocteles, ostiones y almejas en su concha, pescado, pulpo, camarones en todas las presentaciones existentes y hasta pasta o arroz con mariscos. 

98325
(María José Alegret)

Como es imposible probarlo todo, hicimos el trabajo sucio por ti. El coctel de camarón está preparado muy clásico, pero es una delicia (pídelo en tamaño chico para no llenarte tanto). Las chalupitas de ceviche van sobre una cama de ensalada y las sirven con pico de gallo y aguacatito. Si quieres salirte de lo típico, las de caracol y jaiba están exquisitas. Si eres más de sabores un poquito menos exóticos, pídete un filetito de pescado empanizado (tip: no hay manera de que a los niños no les guste), por más aburrido que suene, es imposible describir lo bueno que está. Para despertar, un caldito de pescado. Para revivir, un carpaccio de atún. Va partido en cachitos delgaditos, marinado con limón y salsitas y trae pedazos de chile serrano y de pepino. Si te quedas con hambre, pídete una empanada de camarón con queso. 

98326
(María José Alegret)

Altamar tiene mariscos muy frescos y aparte es baratísimo (puedes comer muchísimo por $170 con todo y cerveza). Cuando traigas ganas de mercado, ésta es tu mejor opción.

La Fuente de la Juventud

A un ladito de Altamar, La Fuente de la Juventud se ha ido expandiendo poco a poco. A diferencia del primero, éste tiene dos partes: la mercadezca y la privada. En la parte de abajo vives la misma experiencia que en Altamar, pero la parte de arriba es como estar en un restaurante fuera del Mercado. 

Desde que entras te encuentras con una barra de ceviche de jaiba, pulpo, pescado y otras joyitas marinas preparadas para que se te caiga la baba. El ambiente es ultra familiar y muy tranquilo, pero también es buenazo para ir a crudear.

98329
(María José Alegret)

Te recomendamos el huachinango al mojo de ajo, el aguachile de camarón (rasurados con limón, pepino, cebolla morada y chilito al dente), el pulpo a los 3 chiles, los camarones Philadelphia (rellenos de queso crema, empanizados con coco y ajonjolí y con aderezo de mango) y los Tony (rellenos de queso crema envueltos en tocino).

98328
(María José Alegret)

En el área de arriba, hay una terraza para fumadores y pantallas para ver el fut (desafortunadamente estaba puesto un juego del Real Madrid). Aquí no dejan subir vendedores ambulantes ni cantantes, entonces disfrutas una comida en paz con tu familia, amigos y solito con tu cruda. De postre hay unos gelatos exquisitos; nuestro favorito el de Huevito Kinder y el de pepino con Miguelito.   

98330
(María José Alegret)

Plus: Aparte de que es barato (comes con $150), el servicio es increíblemente amable, te sientes el cliente más especial de todo el lugar (o de todo el Mercado).

Mercado de San Pedro de los Pinos
Esq. Av 7 y Av 2, San Pedro de los Pinos
7-18 h 

Échale ojo a:

Cervezas y clamatos con mariscos 
–  Amamos el salpicón 
–  Sándwiches sanos, mariscos y chilaquiles con cajeta