El día después de mañana

Marc Fauche/ Archivo Chilango

Aunque hubo muchos que se declararon
publicamente (en redes sociales, principalmente) hartos de los festejos del bicentenario,
a la hora de la verdad, no es difícil imaginarse que muchos cayeron redonditos
frente al poder de unos caballitos de tequila.

Si este es tu caso, sólo dale siguiente. Te
ayudaremos a recuperarte del ardor de garganta y  cualquier otro malestar que se manifieste durante esta
resaca tricolor.