Cocineros mexicanos se solidarizan con la CDMX

Una gran labor que hace la diferencia

Todas la ayuda es invaluable
Foto: Valentina Ortiz M.

Los cocineros mexicanos que triunfan internacionalmente no han sido la excepción en las muestras de solidaridad ante el sismo que sufrió México.

Desde distintos puntos de la Ciudad de México, restaurantes enteros abrieron sus puertas no a comensales, sino a voluntarios para no sólo fungir como centros de acopio, sino como enormes líneas de producción de tortas, almuerzos y bebidas para rescatistas y damnificados.

Tal fue el caso del restaurante Garum de Vicente Torres en Polanco que el día 20 de septiembre elaboró más de 10 mil tortas. Alimentos que fueron enviados a centros de distribución y zonas de la Ciudad de México que lo solicitaban.

Biko como centro de acopio
Foto: Valentina Ortiz M.

Hoy jueves será el restaurante Biko de Mikel Alonso y Gerard Bellver que se convierta en un centro de acopio desde las 8 de la mañana para recibir artículos no perecederos, de higiene y de curación para enviar a Estados aledaños. Así como cientos de comidas frescas empacadas para apoyar a comunidades que lo requieran.

El viernes será el turno del restaurante Nicos en Clavería, en donde de la mano de Gerardo Vázquez Lugo su chef y propietario, se elaborará comida y acopiarán insumos para nuevamente, volver a salir a los Estados vecinos necesitados.

Biko como centro de acopio
Foto: Valentina Ortiz M.

Además, decenas de restaurantes están destinando un porcentaje de sus ingresos a donativos necesarios, y se organiza desde ya una gran cena de beneficencia a las víctimas del terremoto, donde cocinarán varias estrellas de la lista de 50 Best Restaurants de Latinoamérica.