10. Inspiración

La inspiración suele ser el punto de partida de toda obra
creativa. Existen todo tipo de fuentes en las que podemos encontrar la
ilusión de hacer las cosas, y cuando se tienen muy claras las propias
pasiones, éstas pueden ser descubiertas en casi cualquier lado. 
Para mí es muy sencillo. Encuentro mi vocación en la cocina porque
me llena en varios aspectos, y de esta manera, resulta muy sencillo
buscar los pozos de inspiración necesarios para llevar a cabo un
platillo (o varios).

A mi me inspira la sonrisa de quienes compraten la mesa conmigo, aquellas pláticas eternas sobre la mejor comida del mundo, los recuerdos cariñosos de las comidas con amigos y familiares.

 

También
encuentro la motivación para continuar al asombrarme en el maravilloso
mundo de los blogs de cocina, que como ya saben, suelo frecuentar
durante las horas muertas de mis días. En particular, el que más visito
en estos días (entre otras cosas, por el alto nivel de dificultad y
deliciosidad de sus recetas), es Noble Pig… y han de saber que no
tanto por el blog sino por su autora. 
Cathy es una mujer de Carolina del Norte que se dispuso vivir la
vida de los viñedos, y así lo hizo. Logró empezar un viñedo desde cero
en Portland, Oregon; y a la par, se dió a la tarea de escribir sobre su
vida personal y su vida culinaria. 
La tarea de visitar su blog. Y por si no me hacen caso, les dejo una de las recetas de desayuno que llevaré a cabo próximamente: Huevos en canastas de pan.

Necesitan (Para cada canasta):

1 huevo mediano
1 bollo de pan artesanal
3 cucharaditas de queso parmesano rayado
1 cucharadita de crema
1 cucharadita de cebollín
Sal y Pimienta

Lo que tienen que hacer es:

Cortar una tapa y vaciar los bollitos.
Abrir el huevo y ponerlo dentro del pan.
Poner la cucharadita de crema, sal y pimienta. 

Agregar el cebollín y agregar el queso para gratinar.
Meter
al horno a 350 grados por aproximadamente 20 o 25 minutos.
(Para los
que viven peleados con los hornos, pueden usar cualquier hornito
pequeño)
A los 10 minutos, metan las tapas de los bollos también para que
se doren.
Pueden barnizarlos con mantequilla si desean darles un poco
más de sabor. 
Les recomiendo hacerlos para algún desayuno de aniversario, cumpleaños o día de las madres. Es ideal para llevarlo a la cama. 

¡Bon Profit!