Técnicas para evitar el acoso y la violencia doméstica

Mezcla de kung fu, lima lama y aikido

Dentro del circuito de gimnasios de box de Tepito resalta la existencia de un centro de entrenamiento en el que las mujeres toman clases de defensa personal.

Jorge Luis García Hernández es quien imparte las técnicas de defensa ante casos de violencia doméstica, peleas callejeras y acoso sexual.

“Me pusieron la tranquiza de mi vida en Iztapalapa y ahí dije ‘por qué me ando peleando si no sé hacerlo’, entonces me metí a una escuela de kung fu por 7 años, hace 16 años me cambié para acá (a Tepito), y vi que no había escuelas de kung fu, había de lima lama y de aikido. Así que de todas esas disciplinas tomé lo mejor para enseñar lo que realmente necesitas en la calle, eliminé las posiciones rígidas”, cuenta.

El interés de Jorge Luis por dar clases a mujeres surgió luego de que la sobrina de una amiga fuera agredida sexualmente y las integrantes de esa familia le pidieran que las enseñara a defenderse.

“Trabajé con ellas 6 meses. Las entrené bien y dije ‘esto les puede servir a muchas mujeres’, ya llevo un año dando clases aquí”.

Su escuela está ubicada a unos pasos del Metro Lagunilla, en Ecuador 107. Al principio no cobraba, pero curiosamente nadie acudió hasta que comenzó a pedir una tarifa.

Gran parte de las técnicas que Jorge Luis imparte están basadas en aikido, pues es un arte marcial japonés defensivo que le atrae.

Es ideal para las mujeres porque no requiere fuerza, es con la fuerza del agresor. Además, me estoy capacitando con el maestro Bruno Orozco desde hace 4 meses, su técnica es militar, en 4 segundos debes acabar con el oponente”.

Si hay constancia, en un mes se domina lo básico para aprender a liberarse de un ataque; sin embargo, un enfrentamiento prolongado requiere mucho más tiempo de entrenamiento y disciplina.  

Jorge Luis, quien también es diseñador gráfico, platica que muchos de sus alumnos son padres de familia interesados en enseñarles ellos mismos a sus hijas a defenderse, pero también tiene alumnas desde los 7 años.

“Lo hago por altruismo, me interesa mucho el tema porque en mi familia he visto a muchas mujeres golpeadas y abusadas”.

Tomamos una clase en la que aprendimos a reaccionar ante atacantes que quieran ahorcarte, jalarte el pelo, quitarte la ropa, aprendimos a mirar siempre al pecho del oponente y nunca al suelo, a no bajar la guardia de las manos, también algunas llaves y a no sentir pánico ante la presencia de un agresor. Mientras tomamos este taller, su esposa contaba que hace algunos años fue víctima de un intento de violación en la calle y esa fue otra de las razones que Jorge Luis tuvo para impulsar su idea de ayudar a las mujeres.

Las clases de defensa personal cuestan 250 pesos al mes y se imparten de 19:30 a 21 horas, o en las mañanas en el Parque del Kiosco de Tlatelolco, entre Flores Magón y Reforma de 8:30 a 10 horas.

Si te interesa asistir a este curso puedes contactar a Jorge Luis a través de Facebook aquí.

102305dojo
dojo (Facebook )

TAMBIÉN LEE:

J.Lo, Juanes y Britney se unen en canción por Orlando

Se acabarán las tarifas dinámicas de Uber

Este fin el Zócalo será verde