Para leer a Borges

5 del más grande escritor argentino

FERVOR DE BUENOS AIRES (1923)

 Jorge Luis (así, de pila) nació argentino pero quedó muyniño atrapado en Ginebra, tras el estallido de la Primera Guerra Mundial.  Tuvo que aguantar ahí algunos años,estudiando hasta el Bachillerato, donde despertó su interés por la poesía, elcuento y la traducción bajo la influencia de su padre. Fue hasta que cumpliólos 22 años que regresó a su país de origen.

El descubrimiento de su patria, de la intranquila yromántica vida en Buenos Aires, impactó tanto en él que concentró susesfuerzos para retratar a la ciudad en poesía. El resultado fue Fervorde Buenos Aires, el primer libro publicadode Borges.

http://www.youtube.com/watch?v=vo2Eo-G-1sE

HISTORIA UNIVERSAL DE LA INFAMIA (1935)

Años de poesía "argentinista" (patriotera, pues) le habíanconseguido a Borges buena fama en su país y cierto respeto en el extranjero. DeEuropa había importado estilos literarios vanguardistas y logró formar supropia escuela, la del "ultraísmo", que tomaba mucho del futurismo italiano yel cubismo español.

Pero su talento e intereses iban mucho más allá de lo local,de la "última movida" literaria, de la inmediatez. Fue por eso que decidiódividir su tiempo entre los versos y el relato corto, que culminó en un primervolumen hermosamente titulado Historia universal de la infamia.

Bandidos, asesinos y piratas, breves semblanzas anecdóticasque dibujan hombres faltos de toda dignidad y decencia. Traidores,esclavistas… infames, a fin de cuentas, originarios de todo el mundo.

El libro reúne episodios históricos entre reales y ficticios(de aquí en adelante, una característica básica del mundo borgiano) y es unajoya del morbo, la épica y la imaginación fantasiosa. Borges se volvía porprimera vez un escritor universal, portratar asuntos de la cultura global e integrarlos a su genial erudición. Unclásico.

ANTOLOGÍA DE LA LITERATURA FANTÁSTICA (1940)

Quizá el punto de inflexión en la obra de Borges surja de suacercamiento a la literatura fantástica. Sin embargo, debemos entender a lo"fantástico" con todos sus matices: además de animales extraordinarios y mundosparalelos, la "fantasía" en Borges es la fantasía de los autores inventados, delibros míticos y olvidados que existen nada más en la imaginación, hombrespobres con enigmáticos poderes extraordinarios.

Esta antología literaria, compilada mano a mano con el granAdolfo Bioy Casares, nos demuestra la profunda cultura de ambos autores,seleccionando textos originales desde el antiguo norte de Europa (apenas nacíaCristo) hasta la Argentina contemporánea de Julio Cortázar.

Nos abre el camino al Borges lector, una faceta en su vidaquizá más importante que la de escritor: "Ante todo", decía, "yo soy un lectorcomprometido".

Algunos volúmenes más, en colaboración y en solitario,muestran su amor por las palabras: pensamos en "Biblioteca Personal" y la otraantología publicada con Casares, de cuentos policíacos.

http://www.youtube.com/watch?v=Hd6i90zIN90&feature=related

FICCIONES (1944), EL ALEPH (1949)

Con Ficciones,encontramos a un Jorge Luis Borges ya formado. Éste libro y El Aleph constituyen la base fundamental de su fama histórica,aquella en donde los tigres, los laberintos, la numerología, las referencias aliteraturas ciertas e inventadas y al tiempo, abundan. Pueden ser ejercicios delectura un poco complicados, pero el esfuerzo es enriquecedor por su sentido delhumor, sus sorpresas fantásticas y el regalo de su cultura.

Tomemos el ejemplo de un cuento, "Tlön, Uqbar, OrbisTertius", sacado de Ficciones. En eltexto, una edición apócrifa (e inventada) de la EnciclopediaBritánica revela finalmente otro volumenenciclopédico, dedicado a una especie de mundo o civilización llamado Tlön.

Tlön ha existido desde generaciones inmemorables, y basa supermanencia en la tierra en el idealismo más absoluto; tan es así, que la gentepuede llevar cosas a la realidad con tan solo imaginárselas y el mundo materialdeja, poco a poco, de cobrar sentido. Ahí es cuando el autor (que cita, durantetoda la narrativa, a personajes tan reales como al propio Borges) comienza anotar que el mundo está siendo permeado por estos locos fantásticos y muchos desus lugares geográficos existen pero no son reconocidos.

Borges borra las fronteras entre la realidad y la ficción,entre la temporalidad lineal y el infinito (en "La torre de Babel" se habla deuna biblioteca que ha existido "desde la eternidad") y entre el genio erudito yla broma genial.

Su mundo es tan particular que refiere siempre a las mismasimágenes: al laberinto, al ajedrez, al infinito, al tiempo, al pasado, a lainvención. Pocos escritores han logrado apropiarse de temas universales paraconvertirlos en suyos, de nadie más.

SIETE NOCHES (1980)

La imaginación de Borges parecía hacerse más y más grandeconforme perdía un sentido fundamental para el hombre de letras: la vista. Deahí que Siete noches sea un últimolegado extraordinario, un compendio de conferencias que el autor improvisódurante el número de días sugeridos en el título.

Habla con humildad y con genio de temas siempre ligados a laliteratura: la ceguera, el budismo, Dante, la pesadilla, las Mil y una noches,la poesía. Pocas veces uno se encandilatanto por un autor que habla de otros autores: es tanto el amor que Borgesmostraba por los libros, tanta su admiración y su conocimiento, que no quedamás que enamorarse de esas ediciones que quizá uno nunca ha leído.

Pero ahí está el secreto de Borges: un hombre tan enamoradode sus pasiones que no hacía más que enamorarnos con él de ellas.

Por eso, no hay más que leerlo.