Crece la inseguridad en Coyoacán

¿Llegaste a ver el video de aquí arriba? Hace un mes, hizo mucho ruido en redes el caso de esta mujer a quien le robaron y la apuñalaron en el mero centro de Coyoacán, en el barrio de La Concepción. La escena fue registrada por una cámara de vigilancia. Todo pasó en 20 segundos.

Pero esto no es un hecho aislado, se trata de uno más de una oleada de delitos que están azotando a una de las zonas más turísticas de nuestra ciudad.

2 mil 56 averiguaciones por delitos cometidos en la demarcación han sido registrados por la Procuraduría General de Justicia de la CDMX sólo en el primer bimestre de 2017. Son 35 al día, lo que es superior a la cifra de 31.6 casos diarios del primer bimestre de 2016. Pero, por supuesto, los vecinos dicen que son muchos más, sólo que no se denuncian. Por ejemplo, la mujer que fue agredida en el video decidió no denunciar por temor a que las ratas tomaran venganza.

“Todos los días hay cristalazos, se roban autopartes y nunca faltan los carteristas. También han aumentado los asaltos con violencia: se meten a las casas, incluso matan a quienes se resisten. Esto no se veía antes, pero las autoridades dicen que es un asunto de percepción”, dice Leticia Perdiz, de Villa Coyoacán.

Pero la cosa no es mejor en los sitios más turísticos de la delegación, a la que van más extranjeros y vamos más chilangos. Por ejemplo, en el Jardín Hidalgo no hay vigilancia, solamente hay 24 policías que en lugar de garantizar la seguridad de los paseantes, apoyan en labores de tránsito, por la alta concentración de visitantes.

“Hemos pedido reuniones con el delegado pero él no nos recibe. Incluso nos manifestamos en el Jardín Hidalgo y nos dejó afuera. Nuestras opciones para difundir lo que está pasando han sido la prensa y las mantas”, afirma Luz González del Comité para la Defensa de la colonia Del Carmen.

Los vecinos culpan de una parte de esta creciente inseguridad a los bares, restaurantes y “afters” que se han establecido en la zona, los cuales, afirman, cierran su cortina en la noche y se quedan dando servicio hasta las 6 am. También han llamado la atención sobre narcomenudeo y balaceras.

¿Pero qué les han dicho las autoridades? ¿Cómo se están organizando los vecinos para hacerle frente a esta situación? Da clic aquí para leer la nota completa de Diana Delgado en nuestro sitio hermano MÁSPORMÁS, la plataforma de impresos más grande del país.