Top 10: mejores películas del milenio

Habiendo pasado más de siete años de lo que va del nuevo milenio nosotros te decimos cuáles son las diez películas que no es posible que te hayas perdido. Diez largometrajes de distintos lugares del mundo que tienes que ver.

10. Memento (2000) de Christopher Nolan
Actúan: Guy Pearce, Carrie-Anne Moss, Joe Pantoliano
Un hombre sin memoria a corto plazo que trata de descubrir al asesino de su esposa, por medio de fotos y tatuajes.
Memento es de esas cintas que deberían venir con una advertencia: “Se sugiere el uso continuo del rewind”. Y también una atención minuciosa a los detalles, porque si parpadeas, has perdido el sentido de esta historia fragmentada. Una película con la estructura narrativa más elaborada de los últimos tiempos

9. Requiem for a Dream (2000) de Darren Aronofsky
Actúan: Jared Leto, Ellen Burstyn
La destrucción y paranoia de las adicciones
Réquiem se da una mirada honesta de cómo la enajenación y las adicciones son un arma de doble filo. Aronofsky depura muchas técnicas fílmicas y al ritmo de una de los mejores scores instrumentales, simula el mejor efecto visual que las drogas pretenden generar: todo gracias a sus cortes rápidos, tomas desde distintos ángulos y la inolvidable dilatación de la pupila. Las cintas de droga ven en Réquiem como una obra llena de referencias llegando a ser una obra maestra.

8. Le Fabeleux Destin  D’Amélie Poulain (2001) de Jean-Pierre Jeunet
Actúan: Autrey Tautou, Matthieu Kossovitz, Serge Melin
La travesía de una simple mesera por cumplir los sueños de sus amigos.
Es sin lugar a dudas el cuento de hadas de esta generación. Sí, está repleta de clichés, es predecible y sentimentalmente manipuladora; pero no podemos negar que tiene ese-algo-que-no-sé-qué que nos atrapa: su fotografía, Tautou, su romance color de rosa, la presentación de los personajes con sus gustos y aberraciones, y hasta el ñoño sabor de boca que nos deja. Jeunet alejado de su compinche Caro nos deja placenteramente culpables embarrados de miel.

7. Donnie Darko (2001) de  Richard Kelly
Actúan: Jake Gyllenhaal, Jena Malone, James Duval
La dualidad espacio-tiempo dentro de la vida de un estudiante  que tiene visiones de un bizarro conejo.
Esta película no es indie, no es underground, no es popular –en términos de audiencia/taquilla- pero tiene una de las premisas más excéntricas que la han colocado en el nivel de culto entre el público juvenil. Donnie se basa en el efecto mariposa y se mueve en diversos géneros fílmicos para conjuntar una historia que tienes que ver antes de morir. Es el parte aguas de las películas se-yo-hubiera modernas.

6. Cidade de Deus (2002) de Fernando Meirelles / Katia Lund
Actúan: Alexandre Rodrigues, Leandro Firmino Phellipe Haagensen
La vida en las favelas de Río de Janeiro, vista desde un líder narcotraficante y un fotógrafo.
Aquí en México nos quejamos del Barrio Bravo de Tepito y la Lagunilla, pero después de haber visto las favelas de Río de Janeiro, ese cuadro del D.F. se ve hasta buena onda. Digan lo que digan, Ciudad de Dios confirmó el buen momento del cine latinoamericano, y es hasta ahora es la mejor película producida en estas latitudes. Esta es la historia de una de las ciudades más grandes del mundo, a ritmo de funk, armas de fuego y el correr del cinematógrafo.

5. TLOTR: The Return of The King (2003) de Peter Jackson
Actúan: Viggo Mortensen, Orlando Bloom, Elijah Wood
La destrucción del Anillo del poder, y la lucha computacionalmente generada entre el bien y el mal.
Es LA historia épica de los últimos tiempos. No se podría comprender al cine comercial actualsin esta obra que nos deleitó durante tres inviernos seguidos, nos tuvo al filo del asiento y sudando por las aventuras guerreras de los protagonistas. Se utilizó la tecnología maravillosamente y de paso, se le dio vida al que es probablemente, el medio-personaje más famoso salido de una compu: Gollum.

4. Lost in Translation (2003) de Sofia Coppola
Actúan: Bill Murray, Scarlett Johansson, Giovanni Ribisi
La relación indefinida entre dos entes solitarios en Tokio
Perdidos en Tokio nos indica que hay relaciones que sólo pueden existir bajo ciertas circunstancias culturales y con la soledad como compañera. Colocó de moda esas tomas Tokio-Times Square nocturnas con miles de luces y esos amoríos underground donde el contacto físico queda en segundo lugar. Un poema citadino que no deja perdidos en una ciudad extrañamente seductora.

3. OLDBOY (2003) de Chan-Wook Park
Actúan: Min-sik Choi , Ji-tae Yu, Hye-jeong Kang
Una lenta venganza entre dos hombres y sus relaciones fílicas.
Esta cinta coreana concede una de las mejores peleas entre un hombre contra varios adversarios, así como un final sorpresivo dentro de una caja con un álbum de fotos. Una de las venganzas más crueles y premeditdas de la historia -no a través del dolor físico, sino emocional y psicológico-. Además, Oldboy nos dio otra visión del cine asiático que repuntó gracias a sus películas de artes marciales. La última parte de una trilogía que no te puedes perder.

2. Kill Bill Vol. 1 (2003) de Quentin Tarantino
Actúan: Uma Thurman, Lucy Liu, David Carradine
Una asesina que trata de vengarse de sus ex-compañeros del bajo mundo criminal.
Al ir a ver una cinta de Tarantino ya tienes ciertas cosas garantizadas: acción, humor, música y secuencias que van marcando la vida de los cinéfilos. Esta película dividida en dos entregas marca el regreso de uno de los directores que más han influenciado el cine actual.

1. Eternal Sunshine of the Spotless Mind (2004) de Michel Gondry
Actúan: Jim Carrey, Kate Winslet, Mark Ruffalo
El morboso deseo de olvidar completamente a una persona de nuestros memoria.
Charlie Kauffmann escribió otra obra maestra, basándose en una línea de un poema de Alexander Pope y Gondry, reconocido por su trabajo en videos musicales, por fin da el gran salto en el cine creando artesanalmente una pieza única. Este filme es la cinta de amor posmoderna por excelencia. Te dejará con un nudo en la garganta y el anhelo de encontrar compañía y olvidar aquellos desamores que tanto te han hecho sufrir.

Estas son las 10 películas que nos han hecho reconocer al cine como el séptimo exponente del arte. ¿Dejamos fuera alguna de tus favoritas?