Entre las comedias románticas que conocemos, habría que ubicar a la trillada Over Her Dead Body al final del pilón – exceptuando sin embargo una brillante aparición: la ingenua Lake Bell.
Historia
Over Her Dead Body parece haber sido modelado escuetamente usando un antiguo trabajo de Noel Coward – Blithe Spirit – sobre una pareja acechada por el espíritu de la primera esposa del hombre cuando una medio desata a su espíritu en una desatinada sesión de espiritismo. En el caso de Dead Body, el tipo lleva el nombre de Henry (Paul Rudd), un veterinario muy amable que sigue destrozado por la muerte la que iba a ser su esposa, Kate (Eva Longoria), la cual murió hace ya un año – aplastada por una escultura de hielo el mismo día en que iban a contraer matrimonio. La hermana de Henry Chloe (Lindsay Sloane) anda desesperada por darle algo de felicidad a su hermano; Chloe arregla todo para una reunión con una psíquica enérgica Ashley (Lake Bell), con la esperanza de que esta vidente ilumine un poco el tema para ayudar a Henry a dejar atrás esa tragedia. Pero a medida que Ashley se siente más y más atraída por Henry, y viceversa – Ashley sin querer termina por efectivamente llamar al espectro de Kate, quien decide que si ella no lo puede tener más nadie tampoco podrá.
Actuación
La prometedora Bell (TVs Boston Legal) es un verdadero hallazgo. En su papel de realista sensata Ashley, la actriz rara vez se deja atrapar por los numerosos clichés que existen para ese papel optando más bien por encontrar su propio ritmo y mostrándonos un personaje algo torpe, dulce y un poco despistada. Y ella se compenetra totalmente con Rudd—un veterano del grupo de comediantes improv de Judd Apatow – por lo menos en lo que tiene que ver con lo cómico. Aunque parece que en esta oportunidad realizo un trabajo por debajo de sus capacidades histriónicas, en Dead Body, Rudd de todas formas no puede evitar de hacer improvisar sus líneas, y Bell lo sigue sin perder el ritmo. En comparación con ellos, la más tiesa Longoria desafortunadamente palidece y se le deja la tarea de interpretar al mismo personaje confabulador y malicioso que la transformo en todo un éxito en Desperate Housewives. Luego tenemos a los personajes que no fueron aprovechados: Sloane (The In-Laws) como la hermana snarky y Jason Biggs de American Pie como el socio de Ashley en el negocio de catering que se hace pasar como gay solo para poder permanecer al lado de Ashley.
Dirección
Con la excepción de la interpretación de Lake Bell – que es el único atractivo de la película – Over Her Dead Body no logra hacer nada sobresaliente en ningún aspecto. El escritor Jeff Lowell (John Tucker Muste Die) decidió hacer también su debut como director con Dead Body -pero su guión le presentará ciertos inconvenientes. La dirección en realidad es un asunto bastante sencillo cuando se trata de una película de este tipo: sólo hay que apuntar y filmar, por lo general. Pero Lowell no logra crear nada nuevo con un tema cuya fecha de vencimiento hace tiempo se cumplió, y termina por servirnos el mismo platillo que todos ya conocemos. Las escenas de mayor sabor con aquellas compartidas por Ashley y Henry, pero debemos creer que eso fue mayormente el resultado de la improvisación de ambos actores; tiene que ser así porque sino, ¿cómo explicar que el resto del guión sea tan forzado? Digamos solamente que es preferible que Over Her Dead Body sea disfrutada como película DVD que alquila y acompaña con unos espaguetis y una botellita de vino. Mejor que sean dos botellas de vino — para que sea más cómica la película.

País:
Reparto: Lake Bell,Paul Rudd,Eva Longoria
Director: Jeff Lowell
Género: Comedia;Ciencia Ficción;Fantasía;Romance
Nombre Original:
Año: 2008
Estreno: 2008-02-01
Duración: 95
  Sitio Web