*

Estaba un día El Santos... (Entrevista con Jis y Trino) | Chilango.com

Revista Chilango

Diseño para
tu depa
Julio 2014
No. 128
Suscríbete

Registrate o inicia sesión a través de:

Entrevista con Jis y Trino

Estaba un día El Santos...

29 de noviembre de 2012
Por  Javier Pérez   

Resurge un personaje. El Santos, un antihéroe con una «esencia desmadrosilla, huevona y culerilla» –según lo define uno de sus creadores–, toma un nuevo aire. A la reedición de esa tira cómica publicada por Tusquets Editores, se suma una película basada en los personajes que aparecieron en las "Histerietas" de La Jornada y en la revista El Chamuco: El Santos contra la Tetona Mendoza, en la que participa un elenco de destacados actores mexicanos prestando sus voces a los personajes. Platicamos con Jis y Trino, autores de la tira cuyo personaje princiapl es «un pachecazo obsceno, escatológico».

¿Fue difícil trasladar al cine la tira de El Santos...?

JIS: Claro. Que bueno que conectamos con un equipo tan chido que se animó y además que se logró permaneciera esta atmósfera cochinona e infantiloide del personaje.

¿Creen que el personaje logre conectar con el público actual que no lo conoce?

JIS: Yo tengo mucho esa duda, tengo esa curiosidad. Confío en que el personaje es atemporal y que puede conectar fácilmente con cualquier hijo de vecino de hoy en día.

¿Cómo se logró hacer la película de El Santos?

JIS: De entrada me fue bien a mí, porque todo parte de la amistad de Trino y de la productora Lynn Fainchtein, que tenían ganas de hacer algún proyecto. Lo primero que intentaron fue que Trino se aventara el doblaje de una película, no recuerdo ahorita cuál, y luego hubo problemas por los derechos. Y luego voltearon al siguiente proyecto en la lista y tuve la suerte de que fuera El Santos. De eso hará unos 10 u 11 años.

TRINO: Conocí a Lynn Fainchtein en el 99, cuando hice el cartel de Todo el poder y ella me dijo que quería producir la película de El Santos. "La levantamos en tres años, seguramente", me dijo. Y pasaron 12 o 13 y apenas está saliendo la peli. En el libro El desmadre detrás de la película (Tusquets) platicamos del cásting,  qué director, los guionistas que pasaron, todas las vivencias que tuvimos durante este tiempo para hacer un proyecto interesante. Nos dimos cuenta de lo difícil que es encontrar un estudio de animación que pudiera reflejar la esencia de las líneas tanto de Jis como la mía, y entonces Ánima, que ahora se llama Átomo, que es la parte donde la casa animadora empieza a hacer películas más para adultos, nos encantó su línea y su manera de interpretarlo. Además tenemos un castin soñado. Creo que ninguna película mexicana nos iguala. Tenemos a los tres Bichir como los Cerdos Gutiérrez, Daniel Giménez Cacho, Yázpik, Regina Orozco, el Güiri Güiri, Guillermo del Toro, Chucho Ochoa, Héctor Jiménez, Julieta Venegas, Joaquín Cosío.

¿Qué tan complicado fue hacer el guión para mantener la esencia del personaje?

TRINO: Creo que Augusto Mendoza es un muy buen guionista, ganó el Ariel por Abel, es muy talentoso y es un superfán de la tira de El Santos. Él sabía mucho más del personaje que Jis y yo. Un día nos dijo que La Tetona se había casado ya tres veces con El Diablo Zepeda. No teníamos idea de eso. Con base en una historia que le dimos él armó un guión y le dio por fin  una coherencia al Santos, porque si tú lees la tira es tan irresponsable. Nunca pensamos en un final, siempre es como vaya saliendo, es muy libre. Y eso es el encanto que tiene el Santos, como muy fresco. Y Augusto encontró ese mix para hacer un  guión con una historia contada y esa parte como muy juguetona que tenemos con la tira.

El Santos es un personaje distinto a los que hay comúnmente en el cine mexicano...

TRINO: El Santos es un antihéroe, y tiene  todo lo del azote y lo de la onda boba y lo de la onda política y lo de la onda pacheca. La película lo tiene todo en ese sentido. Habrá unos clavados que dirán que hay una onda política porque La Tetona es como Elba Esther Gordillo... pero El Santos se va más al terreno de estar buscándole tres pies al gato, que no lo hay . Es una historia muy divertida.

Texto  
¿Te gusta?
Síguenos en: