El trabajo

Dulces y cursis

10 f?rmulas para que hagas un peli de amor

por Josue Corro

Esta semana se estrenó La propuesta, que fue un éxito de taquilla tanto en EUA como en nuestro país… ¿qué tienen las comedias románticas que las hacen tan atractivas?

No lo sabemos, pero lo que sí te podemos decir, es que son un cliché con patas. Es por eso que hemos investigado y te presentamos 10 puntos que nos tienen hartos de las rom-com.

El cliché
Este es una parte fundamental para cualquier rom-com, ya que La Protagonista tiene tanto trabajo que no tiene tiempo para el romance. Esta es la piedra angular. El elixir.

La fórmula
Ella, claro, debe de tener una chamba glamorosa (haz memoria a toda las comedias de amor que has visto) generalmente trabaja en el mundo de las revistas, televisión, moda, diseño o el arte.

Otra cosa: debe de ser una workaholic que no quiere tener familia. Pero lo más castroso del asunto es que nunca tiene fechas de entrega, o si termina algún trabajo tarde, sus jefes sólo sonríen y alzan los hombros.

Todo cambia cuando conoce a un hombre que la liberará de este yugo.

Lo peor
Que, aunque tiene una agenda tan importante y llena como la de Benedicto XVI, posee una figura envidiable. Porque claro, tiene tiempo para hacer ejercicio y comer sano. A lo mejor sus días duran 36 horas.

Además su trabajo es bueno, pero nunca es un puesto ejecutivo, aún así tiene un departamento envidiable y lujoso, un coche perfecto, guadarropa equivalente al de Giselle Bundchen y como pilón… un perro bien educado. Si, cómo no.

La mentada de madre

Pero estos films, no sólo engañan a la mujer, sino también al hombre: nosotros creemos que podemos ligarnos a una chica así (aunque esté fuera de nuestra liga), y cuando lo intentamos sólo recibimos un corazón destrozado y una patada en la ingle.