Cine 2010: 25-21

25 – GIGANTE:
Adrián Binieznos, con Horatio Camandule, Leonor Svarcas yNestor Guzzinii. Uruguay.
Un dramedy uruguayo con pocos diálogos y un romance atípico,protagonizado por Jarita, un guardia de seguridad de un supermercado que se enamorade Julia, una chica de limpieza. Ambos se vuelven complemento para su decadenteexistencia. Ambos maduran con su amor tímido y sincero.

Gigante
presenta unahistoria de amor trunca, un preámbulo donde el romance no nace de una mirada,sino de un lento cortejo. Binieznos nos hace partícipes de esta relación comoCelestinas pasivas que miran cómo no hay formulas en el cine para enamorar ados extraños, ni para encasillar películas por su país de origen.

Cuándo seráel día que el cine nacional se dé cuenta que una buena historia es mucho másimportante que los nombres (de actores de tele, sobre todo) que aparecen en elcartel de la película. ¿Cuándo?

El mejor momento: Cuando Jarita sigue aJulia por una calle de Montevideo, y se da cuenta que un taxista le lanza unpiropo alzado de tono. Él se acerca a su coche y lo golpea.  Jarita es un ángel guardián. – JC

3081425 - GIGANTE:
25 – GIGANTE:

 


24 – DEPARTURES:
Yôjirô Takita, con MasahiroMotoki, Tsutomu Yamazaki. Japón.

El cliché dicta que los mexicanos no le tenemos miedo a lamuerte, yo opino al contrario, tanto es nuestro temor que hasta nos burlamos deella. Departures (me niego a usar eltítulo que le pusieron en español) es justo la otra cara de la moneda: unrelato acerca del respeto hacia la muerte y hacia los que han fallecido.

Pero esto no suna razón para hundirnos en depresión, pues  la cinta carece de humor, sobre todo en suprimera parte donde el músico desempleado, Daigo, se entrevista para un trabajoque piensa se trata de música, cuando en realidad es una funeraria que preparalos cuerpos para su último viaje. Una pieza bien armada, que a pesar de su sensibleríarumbo al final, nos dibuja una sonrisa y nos muestra otra forma de abordar la muerte.

El mejor momento: cuando, en un despliegue cinematográfico puro, el jefe deDiago limpia, viste y maquilla el cuerpo de una difunta sin mostrar un ápice depiel, en un acto de tremenda sensibilidad y delicadeza.

3081524 - DEPARTURES:
24 – DEPARTURES:

 


23 – ANEDUCATION:
Lone Scherfig, con Carey Mulligan, Peter Sarsgaard y Alfred Molina. Reino Unido.

Lahistoria de Jenny, una chica rebelde, inteligente y mundana que desea expandir sus horizontes y lo hace de la mano de un hombre que no sólo ledobla la edad, sino que le enseña apreciar el arte, robarlo, tácticas sexuales y cómo manipular a sus padres.

La cinta desarrolla una historiade aprendizaje en la que Jenny se da cuenta que hay edades para todo y que tal vez, ella se ha apresurado demasiado a ser una Señora de Mundo.

El mejor momento: Despuésde tener sexo por primera vez, Jenny va hacia la ventana y habla de su experiencia comparada con sus expectativas, gran actuación, un poco creepy, pero grande al fin. – MR

3081323 - AN EDUCATION:
23 – AN EDUCATION:

 

22 – MAN ON WIRE:
James Marsh. UK, USA.

Esta es la historia de un hombre que, de entre todas las disciplinas que maneja, la que mejor ejecuta es la rebelión. Conozcan a Philippe Petit, equilibrista, mago, artista callejero, malabarista, en 1974 hizo lo impensable: tender un cable, de manera clandestina, entre las dos Torres Gemelas de Nuva York con un simple propósito: cruzar de un lado a otro, haciendo malabares, caminando entre las nubes.

Este documental, galardonado con el Oscar, narra la increíble hazaña desde su planeación, desde el montaje de los cables, hasta su ejecución. Petit le dio nueva fama a esas enormes torres de metal, antes de que la infamia las convirtiera en  imagenes humeantes que vendrían veintisiete años después.

El mejor momento: cuando Philippe y sus amigos cuentan el momento en que el malabarista finalmente cruza entre las torres, como si caminara en el aire. – AA

3081222 - MAN ON WIRE:
22 – MAN ON WIRE:

 


21 – A SERIOUS MAN:
Hermanos Coen, con Michael Stuhlbarg, Richard Kind yFred Melamed. EUA.
Son los Coen en sumaxima expresión: una comedia negra donde el infortunio es la línea argumentalpara narrar la historia en un pueblo del Medio Oeste.

Son los Coen realizandolo que mejor saben hacer: guiones llenos de una moralidad ambigua, y dirigiendoactores de bajo perfil en papeles que catapultan sus carreras. Como Stuhlberg,un actor de teatro cuya mirada tímida y actitud llena de parsimonia, reflejandurante todo el film una pasividad irritante, una pasividad con ti-tac… como si fuera na bomba detiempo. Este hombre interpreta a un profesor con una vida en decadencia: su esposa le pide el divorcio, su hija le roba dinero para una rinoplastia y su hijo tiene problemas con el chico que le vendió marihuana. Además… es acusado de soborno por uno de sus estudiantes.

Otro punto aresaltar es el acercamiento coeniano hacia la fe y la religión. En su carrera,estos cineastas se han mantenido al margen de los designios divinos, pues paraellos, son los hombres los que labran su propia suerte. En esta cinta no toman esta postura, y porfin tienen un discurso frente a su judaísmo y educación religosa. Y bueno, nihablar de otro de sus sellos utilizado con un oportunismo feroz: el finalabierto justo antes del clímax.

El mejor momento:
El prólogo completo. En una Polonia de principiosde siglo XX, un matrimonio experimenta un encuentro cercano con un "espíritu"de la mitología judía. Este acontecimiento es la razón por la cual elprotagonista tiene una herencia de mala suerte a lo largo de su vida. – JC

3081121 - A SERIOUS MAN:
21 – A SERIOUS MAN: